Informático granada

Consejos para lograr un ahorro de tinta en todas tus impresiones

Compartir:

Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on pinterest
Share on email

[vc_row][vc_column width=»1/1″][vc_column_text]La tinta de impresora es el líquido con el precio más elevado de todo el mercado mundial. Sin embargo, su uso se hace imprescindible en nuestros días tanto para particulares como para empresas. Por ello, en el artículo de hoy de nuestro blog queremos darte las claves para que consigas ahorrar el máximo posible en tus impresiones.

Generalmente, en la impresión de una página podemos llegar a usar hasta un 5% de tinta, del total del consumible, según si es tóner o cartucho de tinta y en función del fabricante y modelo la cantidad de esta oscilará permitiéndonos un mayor o menos volumen de copias.[/vc_column_text][vc_column_text]

Pese a todo, usando unos simples consejos cualquier usuario puede lograr ahorras en gran medida en todas sus impresiones:

Tipo de tóner que vamos a usar:

En primer lugar, es fundamental el tipo de tóner que vamos a usar, ya que si se trata de un cartucho original, aunque el precio es siempre algo mayor que el de los compatibles, conseguiremos un mayor número de impresiones que permitirá que ahorremos una cantidad considerable de dinero a la larga.

Por ello, solo es aconsejable adquirir cartuchos compatibles en el caso de que no se realicen impresiones con mucha frecuencia ni volumen de documentos. Ya que los cartuchos se secan y pierden vida útil si están inactivos durante varios meses.

A la hora de imprimir un documento también deberemos de tener en cuenta ciertas consideraciones para ahorrar en tinta:

Aprender a configurar el modo borrador:

Para poder imprimir todas aquellas hojas que no sean definitivas. La impresora nos proporcionará un documento con el que podremos hacernos la idea de cómo quedará la impresión.

Asegúrate de imprimir solo las versiones finales:

Revisa bien tus documentos. De esta forma conseguirás verificar que todo está en orden y no te verás en la necesidad de tener que imprimirlo más de una ocasión.

Baja la resolución de la impresora:

Para aquellas imágenes en color que no precisen de una calidad demasiado alta. Notarás un gran ahorro en la cantidad de tinta tan solo después de un par de impresiones.

Ten en cuenta las fuentes que usas en el texto:

Hay determinadas fuentes que consumen mucha menos tinta que otras dependiendo de su grosor y trazos. La más recomendable para ahorrar en impresión es la Courier, mientras la que más cantidad de tinta necesita para impresionarse es la Impact.

 

Si sigues estos sencillos consejos notarás día tras día cómo imprimir el mismo volumen de documentos consume una menor cantidad de tinta, lo que se traducirá en grandes ahorros para tu economía.

Si os ha gustado el articulo haz click en Me gusta.

[/vc_column_text][/vc_column][/vc_row]

Artículos relacionados